BAZ POR LA COPA. SAN LORENZO NOMBRA NUEVO TÉCNICO TRAS RENUNCIA DE ANGEL SILVA

BAZ POR LA COPA. SAN LORENZO NOMBRA NUEVO TÉCNICO TRAS RENUNCIA DE ANGEL SILVA

7 abril, 2019 0 Por Eduardo Cabrera

En la noche del viernes se reunió la comisión directiva de San Lorenzo para sustituir al técnico saliente resolviendo rápidamente la designación de Oscar Baz.

SANTO SIN ANGEL

El club del Kilómetro 110 de Pan de Azúcar, comenzó a trabajar desde la segunda quincena de febrero con gran expectativa de cara a la Copa B OFI. El joven técnico del Campeón del Clausura 2018, era el conductor natural, por los buenos antecedentes, logrando el histórico primer título absoluto a nivel de mayores. Algunas situaciones precipitaron la salida de Ángel Silva, el cual, al ser consultado manifestó «complicaciones personales» como el argumento principal de la sorpresiva salida; al repreguntar sobre razones deportivas, el conductor aduce «haber de un poco de cada cosa». Si bien desconocemos los pormenores, es claro deducir algún cortocircuito entre los elementos que llevaban adelante al club desde lo deportivo con respecto al plantel.

BAZ POR LA COPA

Restando menos de un mes para comenzar la Copa B, los dirigentes del granate actuaron con celeridad resolviendo la incorporación de Oscar Baz como el sucesor. Bella Vista primero (2016/2017) y la selección de Zona Oeste sub 15 en 2018, son los antecedentes más inmediatos del joven entrenador. El cuerpo técnico estará conformado por el actual preparador físico Juan Manuel Machado, quien viene desarrollando la preparación desde el inicio  de las prácticas; sumando a Williams Sención y Eduardo Machado como los Ayudantes Técnicos. Entre el domingo 7 y lunes 8 de abril se realizará la presentación oficial en el primer entrenamiento del nuevo equipo de trabajo.

En conversación Oscar Baz nos decía: 

«haber tomado por sorpresa el llamado, debiendo dar respuesta rápidamente, teniendo conocimiento del plantel, porque a la mayoría de los jugadores los conozco»

Hablando de su experiencia a nivel de selecciones, le preguntábamos si sacaba conclusiones para volcar en este nuevo desafío:

«en realidad lo que se aprende a nivel de selecciones, por más que sean menores, son las diferencias laborales, desde lo físico, mayor potencia y dinámica, donde a nivel de inferiores se nota mucho. En mayores, si bien es distinto se asemeja, porque los equipos vienen con esa dinámica desde abajo, son fuertes, donde físicamente son muy poderosos. En nuestra Zona debemos atacar esa parte, porque si nos toca perder con un cuadro por ser superior bien, pero a veces pierdes con equipos por las diferencias físicas, sin ser superior a nosotros, por eso creemos ese como el déficit más importante.»

Ante la interrogante de los objetivos planteados desde la institución hacia el cuerpo técnico Baz manifestaba:

«En San Lorenzo no me plantearon mayor exigencia en cuanto a los resultados, pero obviamente que las metas de uno siempre están, y desde nuestra parte los objetivos son el buen juego, con la meta principal que es pasar la primera fase, pero en el fútbol los resultados son consecuencias. Vamos a tratar de plasmar un equipo ordenado en la cancha, con una idea de juego que no sea improvisado, en todas sus líneas, así como el trabajo en pelotas quietas y las distintas acciones de juego.»

Dirigiste Bella Vista con un plantel joven y luego los chicos de la selección, ¿ consideras que se te encasilla como un entrenador de juveniles? ¿Cuál es tu preferencia a la hora de dirigir?

«Siempre es distinto trabajar con juveniles que con mayores, en lo personal te soy honesto, prefiero dirigir a los mayores; si bien me gusta dirigir a los menores en cuanto a la enseñanza pues es a lo que me dedico en mi profesión, siendo muy exigente en la técnica y la táctica, donde en juveniles eso se refleja bastante a la hora de competir. En cuanto a los mayores me considero exigente también, encontrando la diferencia entre uno y otro justamente en eso, sumado a la disciplina, hacen que las cosas salgan bien. A varios jugadores experientes ya los conozco, como Cabrera y Castellanos, con quienes tengo buena relación, donde pensando en un equipo me gustaría fusionado de experiencia con ese envión que te da la juventud también porque el fútbol hoy es muy rápido»

Eres profesor de Golf, vemos futbolistas reconocidos que practican ese deporte con gran pasión, Forlán, Tévez, Maradona ¿puede se útil ese deporte para moldear estados de ánimo y esa disciplina a la cual haces mención?

«Si sin dudas, yo siempre digo lo mismo, si me tocara dirigir un equipo profesional, lo primero que hago es llevarlos a jugar al golf, porque desde ahí descubro la personalidad de cada uno, su capacidad de reacción contra las frustraciones, si las acepta, o si da pelea, o si se decae, porque es un deporte tan duro este, tan difícil, que las frustraciones son constantes, con el estado de ánimo tan cambiante, evaluando si ante las dificultades, afrontas el problema, o por el contrario tiras la toalla y dejas las cosas de lado. En ese sentido a los jugadores de fútbol les hace muy bien este deporte. A la hora del juego es sistema puro, para hacerlo correctamente tenes que ser disciplinado, muy técnico, debiendo ser virtuoso también, buscando la habilidad, llevándolo al fútbol, es lo que se precisa, técnica-táctica-habilidad individual, eso hace soñado tener un jugador así»

¿Cuándo comienzan los trabajos, tenes algún régimen preestablecido?

«Los días de práctica se van a mantener, trayendo el mismo sistema de trabajo que traían, en la parte física el profe ya los tiene bastante avanzado. Tengo que coordinar con el, en base a mi idea, con buena preparación en la parte física y que a su vez el jugador se encuentre rápido, pues en nuestra Zona se plantea mucho el contragolpe, y a partir de ahí ir realizando las modificaciones que entienda pertinente, pero de a poco, soy una persona que no me gusta realizar un cambio rotundo en el sentido del trabajo, sino que será gradual, con la expectativa de la forma táctica con la cual vamos a jugar, primero vamos a trabajar un poco en cancha para después de turismo ir realizando un par de partidos de entrenamiento para trabajar la idea de juego colectivo, mirando que es lo que hay para mejorar»